A mediados del siglo XIII comenzó a surgir un poblado en torno al Castillo de San Romualdo, que entonces era conocido como Logar o Lugar de la Ponte, después como castillo de Zuazo y en época árabe como alquería de Rayhana. Alrededor de este ribat y en torno al Real Carenero, atarazana situada junto al Puente Zuazo, se formó la actual ciudad de San Fernando, La Isla

7 de noviembre de 2009

Este alcalde es muy Clemente… con los suyos


El ingreso del Sr. Clemente en prisión decretado por la jueza y lo que trasciende en los medios de comunicación dejan las cosas aún mas claras, es decir que este alcalde es muy Clemente consigo mismo y con los suyos y “cara, pá pará un express”.

Ahora resulta que Maricha tenia razón cuando manifestó que el Sr. Clemente “no seguía las instrucciones de sus superiores”, ahora resulta que el Sr. Clemente “era el único responsable de la confección de las hojas de caja, siendo éste el autor de las mismas y único usuario a los efectos de acceso a las plantillas oficiales”, ahora resulta que el Sr. Clemente “no permitía que nadie tuviese acceso a los datos del ordenador particular que tenía en su oficina del Área de Economía y Hacienda”, ahora resulta que el Sr. Clemente presuntamente “se lo llevaba calentito” casi a diario, ahora resulta que el Sr. Clemente, en el Área de Economia de este ayuntamiento, presuntamente, hacia lo que le daba la real gana, o lo que es lo mismo era como un dios omnipotente.
Es decir, que no seguía instrucciones de sus superiores y sus superiores lo consintieron, que el solito controlaba las hojas de caja que el mismo se inventó y sus superiores se lo permitían y además no le controlaban, que se permitía tener un ordenador privado para “llevar las cuentas” y se lo permitieron, que no permitía a nadie acceder a los datos de “su ordenador” y se lo permitieron, que casi dormía en el ayuntamiento pues en cinco años solo descansó siete días alternos y nadie, ni siquiera el responsable de Recursos Humanos, “se mosqueó” y se lo permitieron… ¡Se saltó todos los controles que establece la Ley y se lo permitieron!

Pero resulta que el alcalde, después de saber esto, no ha cesado cautelarmente ni ha abierto expediente a ninguno de los superiores del Sr. Clemente, no ha cesado a la delegada de hacienda y lo que es peor no admite su propia responsabilidad política y sigue como si tal cosa, como si viviera en otra ciudad, ejerciendo de alcalde por y para las fotitos del bicentenario, despreciando a los isleños que le pedimos que se vaya, cobrando, mes tras mes, su sueldecito y para colmo, este alcalde que se muestra tan Clemente con el mismo y con todos los superiores del Sr. Clemente, manifiesta “su absoluta confianza” en la justicia y que el "Ayuntamiento seguirá colaborando en todo lo que sea necesario, con rigor y transparencia, para llegar hasta el final y contribuir a que se haga justicia". Vamos que “cara, pá pará un express”.

Claro que con la suerte que tiene este alcalde puede echarle cara al asunto; tiene suerte porque el PP de la Pedemonte le sostiene ¿a cambio de qué? Tiene suerte porque a muchísimos isleños les vá mas una procesión que a un tonto un lápiz y pasa, tiene suerte porque el movimiento vecinal espera, no sea cosa que pierdan las subvenciones y tiene suerte porque su partido, el PA, políticamente no es nada, y no vende periódicos…

Ojala que esta Isla de mis entretelas se despierte, y de una puñetera vez ejerza la ciudadanía, y que de una puñetera vez sepa defender su dignidad como pueblo y de una puñetera vez salga a la calle para gritar con una sola voz: ¡Alcalde, Maricha, Pedemonte, iros ya!

2 comentarios:

La Isla Misteriosa dijo...

Pues la verdad, la última frase serviría como canto en la manifestación del día 10 de diciembre. Salud, Alba.

daalla dijo...

Vaya cuadrilla de impresentables. A ver cuándo los echáis.
Saludos